El kirchnerismo, algo más que un mal recuerdo para la industria cárnica

La incertidumbre por las elecciones vuelve a abrir un interrogante: ¿macrismo o kirchnerismo? Sobre eso dialogó Agritotal con los referentes de la industria cárnica, que comparan gestiones y toman postura.

Con la polarización como principal protagonista, este 2019 electoral muestra parejos a dos candidatos que, con algunas diferencias sutiles, vuelven a competir tal como lo hicieron en 2015. Es que, más allá de la «diversificación» que representan en las principales fórmulas presidenciales las figuras de Miguel Ángel Pichetto en la lista de Macri y Alberto Fernández en la de Cristina, los candidatos siguen siendo los dos modelos: macrismo o kirchnerismo. Ante esto, algunos sectores empiezan a prender sus alarmas. ¿Qué posibilidades representa cada posible nuevo Gobierno para, por ejemplo, la industria de la carne? De eso habló Agritotal con tres de los referentes más importantes para la industria frigorífica.

El Gobierno de Macri

En primer lugar, el Presidente de la Cámara de Industria y Comercio de Carnes y Derivados de la República Argentina, Miguel Schiaritti, explicó que si bien han rescatado el enorme esfuerzo por reabrir y abrir nuevos mercados para la carne en el exterior, y las exportaciones han logrado crecer muchísimo, hay algunos puntos de reclamo fuertes para el actual Gobierno: «Niegan que se va a reducir el rodeo nacional si se siguen enviando hembras a faena en este nivel», dijo, y mencionó que «ni en la peor época de Guillermo Moreno se vieron estos números», haciendo referencia a los picos de abril y mayo, donde el porcentaje alcanzó un 53,2%.

Además, hizo mención a que la decisión de bajar el peso mínimo de faena se tomó unilateralmente, y fue una de las medidas con las que el dirigente de CICCRA fue más crítico, y por la que pidió explicaciones al titular de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere, a quien definió como «el problema de este Gobierno con el campo» por ocupar ese lugar.

Por su parte, el titular de la Unión de la Industria Cárnica Argentina y vicepresidente del IPCVA, Jorge Torelli, marca que están en juego dos formas totalmente opuestas de trabajo. De la administración de Macri, el dirigente destaca el crecimiento de la ganadería más allá de las diferencias con algunos estamentos del Estado. «Al menos la situación fue siempre de un diálogo correcto, amable y con intercambio de ideas, sin que las diferencias afectaran a la producción», dijo. En ese sentido, indicó además que está convencido de que, de ganar, el Presidente buscará seguir creciendo en las exportaciones, mantener el mercado interno abastecido pero no volver a las malas políticas del kirchnerismo.

A su turno, Daniel Urcia, presidente de la Federación de Industrias Frigoríficas Regionales Argentinas (FIFRA), remarca que la experiencia de estos cuatro años demostró que con el Gobierno se puede dialogar, se hacen reuniones institucionales y -en contraste con lo que admitía Schiaritti- los funcionarios consultan antes de adoptar medidas que sean de interés o impacto.

El recuerdo del kirchnerismo: ¿y si gana la fórmula Fernández?

Ante esa pregunta, los referentes adoptan distintas posturas. Schiaritti es tajante en que el kirchnerismo es un pésimo recuerdo para la industria. «Cuando pienso en su gestión me acuerdo de las políticas nefastas de Guillermo Moreno», dice. El presidente de FIFRA recuerda que no había discusión ni reuniones, sino que simplemente el Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner los juntaba para comunicarles las medidas que tomarían.

«Si a los representantes de la industria nos preguntan por el kirchnerismo, lo primero que recordamos es la carne barata, una cuestión basada en el principio de car carne a los argentinos, algo con lo que -desde el concepto- estoy totalmente de acuerdo, porque nuestro mercado interno es el mayor cliente (consume el 80% de la producción), lo que no se podían usar era esos métodos: debemos abastecerlo también considerando que crecen otras alternativas como la carne de cerdo, que es más económica y ya ocupa el 30% de la parrilla», explica Jorge Torelli.

Así, para Urcia, es poco probable que -en caso de volver- el kirchnerismo actúe diferente a la última de sus gestiones: «Cuando el árbol se tuerce, no se endereza». Torelli espera que gane Macri; y aunque ve poco probable, advierte que -quizás- el kirchnerismo podría cambiar el temperamento y el trato para con el sector. Schiaritti está seguro de que -de volver- lo harían con sus políticas «nefastas».

Cautos, los presidentes de FIFRA y UNICA, advierten que, de gobernar los Fernández, intentarían seguir planteando los temas importantes desde sus instituciones. El titular de CICCRA, no abre posibilidad: «Estoy seguro de que Macri vuelve a ganar las elecciones». Quedan, al menos, cuatro meses más de incertidumbre.

Agritotal

De su interés:

Dejar mi opinion

Copyrıght 2014 SectorAgropecuario.com All RIGHTS RESERVED.