Preocupa la diversificación de enfermedades en el centro-norte de Córdoba

Desde el Laboratorio de Fitopatología de la UCC señalan una expresión variada de enfermedades en soja y maíz sobre el centro-norte de la provincia debido a las actuales condiciones climáticas que las favorecen. Advierten además por la posible llegada de la Roya Asiática de la soja.

La Facultad de Ciencias Agropecuarias de la Universidad Católica de Córdoba, en su último reporte de situación fitosanitaria para la región centro-norte de la provincia, indicó que existen factores climáticos altamente conducentes y favorables a la presencia y desarrollo de enfermedades.

Para el caso de la soja, el reporte destaca presencia de varias enfermedades. La humedad ambiente elevada y las tormentas registradas durante diciembre y enero hacen que se observen gran cantidad de lotes con el síntoma típico de bacteriosis foliares, generalmente causada por Pseudomonas. Además, se registra en muchos lotes la presencia de otra bacteria que causa manchas necróticas mayores, denominada Curtobacterium.

Comienza a observase también la presencia de Mancha Marrón en el tercio inferior de las plantas. En la medida que los estados del cultivo avancen y continúen registrándose precipitaciones se podría observar los síntomas en los tercios superiores. La severidad al momento es baja a moderada.

El Tizón de la hoja y Mancha Ojo de Rana también se están expresando en los cultivos de la región, aunque aún no con alta severidad. Además, hay casos de Podredumbre Húmeda o Tizón por Esclerotinia en cultivos que han llegado a estados reproductivos, con abundante follaje y buen tamaño de planta. Allí se visualizan plantas que comienzan a marchitar, secar y terminan muertas.
La Podredumbre marrón también tiene presencia en algunos lotes, favorecida por los encharcamientos, donde hay síntomas de pudrición de raíces.

Para estar alerta
El reporte de la UCC indica que se han empezado a registrar los primeros casos de Roya Asiática de la Soja en el país. Confirmaron registros de presencia en el este de Chaco, por lo que remarcan la necesidad de efectuar monitoreos constantes y estar preparados para un control efectivo de la enfermedad en caso de que se exprese.

En cuanto al cultivo de maíz, hay presencia de Roya común. Desde el Laboratorio destacan que según el comportamiento genético que tenga el híbrido sembrado se podrá visualizar la sintomatología con diferente severidad, siendo que los materiales susceptibles o de baja tolerancia registran severidades altas. Las condiciones climáticas son muy propicias para el desarrollo de epifitia de este patógeno.

También se registraron síntomas de Bacteriosis foliares en materiales sensibles. La presencia seguramente se irá incrementando con el correr de los días. Ante esta enfermedad, desde la Facultad destacan que “es importante su reconocimiento para hacer una lectura correcta y no confundir con patologías fúngicas, de modo de no realizar aplicaciones fungicidas cuando no sean necesarias”.

Toda Agro

De su interés:

Dejar mi opinion

Copyrıght 2014 SectorAgropecuario.com All RIGHTS RESERVED.